El monstruo verde

Publicado por DiSTuRBeD el

Comentarios (5)

La etapa de planificación para construir la máquina de tatuar más rápida del mundo.

La medida más importante que puedes tomar de una máquina es la velocidad a la que funciona. La velocidad de la máquina determina si funcionará como una liner o una shader. La mayoría de tatuadores no tienen ni idea de a qué velocidad funcionan sus máquinas.
Algunos usan una liner para sombrear, y algunos intentan delinear con una máquina que debería ser para sombrear. Podrían arreglar esto fácilmente si pudieran medir y controlar la velocidad de sus máquinas. Velocidades de 100 a 120 Hz son comunes a las shaders, y velocidades tan altas como 150 Hz se usan para las liners. El Monstruo Verde romperá la barrera de los 300 Hz. No construimos esta máquina simplemente para que vaya rápido. Al hacerla correr a máxima velocidad, aprenderemos cuáles son las limitaciones de cada parte de la máquina. Una vez que sepamos esto, podremos averiguar cómo superar esas limitaciones, y crear una máquina con un mejor funcionamiento.

La vieja cantinela del espacio de una "dime" (moneda de diez centavos) para una liner, y el espacio de una "nickel" (moneda de cinco centavos) para una shader implica que para ajustar la velocidad, debes ajustar el espacio entre el tornillo de contacto y el resorte. Esa es la manera menos eficiente de ajustar la velocidad de la máquina. Cambiará mucho el sonido de la máquina, pero no la velocidad.

Piensa en esto, si puedes tatuar en la piel con la longitud de golpeo corta de una liner, ¿por qué necesitas una longitud de golpeo más larga en una shader? Las shaders tienen una longitud de golpeo más larga para ralentizar la máquina. Es difícil tatuar con un golpeo largo, y existe el riesgo de tatuar demasiado profundo en la piel. La longitud de golpeo es muy importante, y debería establecerse durante las etapas de planificación de la construcción de una máquina. Mucha gente tiene un martillo que es demasiado pesado para su liner. Para compensar esto tienen que poner resortes demasiado duros, lo que hace que necesiten mucho voltaje. Generalmente también tienen un martillo demasiado ligero en su shader. Compensan esto con resortes blandos y un gran espacio aéreo (el espacio entre el martillo y la bobina delantera cuando el contacto entre el resorte delantero y el tornillo de contacto está cerrado), lo que hace que otra vez necesiten mucho voltaje. La velocidad nunca se conseguirá con un golpeo demasiado corto o largo. Para tatuar, necesitas un golpeo de al menos 1/16 de pulgada. Puedes ajustarte a esa longitud de golpeo, y aun así conseguir una máquina que vaya a la velocidad que quieras, incluso a 300 Hz.

La manera más eficiente de aumentar la velocidad es aligerando el martillo. Para aumentar aún más la velocidad, tendremos que reducir el espacio del tornillo de contacto y el espacio aéreo al mínimo. El problema es que, reducir el espacio aéreo nos dejará una longitud de golpeo demasiado corta. Vamos a construir un armazón personalizado que llevará la prensa sujetatubos aproximadamente ½ pulgada hacia delante (ver diagrama). Esta extensión de la base del armazón dará a la máquina una longitud de golpeo máxima con un espacio aéreo mínimo. Equilibraremos el pequeño espacio aéreo con un corto espacio de contacto. El resorte delantero será super duro, y se equilibrará con una alta tensión en el resorte trasero. Estos factores crearán máxima velocidad con una longitud de golpeo apropiada. Vamos a hacer dos armazones, uno de aluminio, y otro de cobre. Comparar los dos debería responder algunas preguntas sobre materiales para armazones. Normalmente cuando la gente trabaja en máquinas, no planea nada… pero un poco de previsión hará mucho.

Vamos a ponernos manos a la obra, comparando los materiales de los armazones, probando diferentes condensadores (recuerda que la vamos a poner a 300Hz) y cortando resortes para el Monstruo. Vamos a instalar un martillo personalizado que no sólo sea ligero, sino que se montará en el resorte delantero a un ángulo mucho mayor de lo usual. Discutiremos cómo afecta esto al follow through de los puntos de contacto, y lo que es el follow through y cómo afecta a tú máquina.

Detalles de máquina
Medidas de la máquina
Lo siguiente que tuvimos que decidir fue el método de construcción que íbamos a emplear. Con una máquina única como ésta, no vamos a hacer el armazón de un molde. Podríamos tallarlo de un bloque sólido, pero sería tallar mucho, y un montón de tiempo desperdiciado cuando necesitemos hacer pequeños ajustes o cambios a la geometría del armazón.

La solución con la que dimos es la que los constructores de máquinas de tatuar llevan usando durante al menos los últimos 6 años. Esta máquina será prefabricada. Antes de que empieces a decir que un armazón armado con pernos y tornillos no puede ser bueno, considera la larga historia de las prefabricadas. Charlie Barr, Sailor Jerry, Captain Coleman y Paul Rogers, todos ellos construían máquinas prefabricadas.

Si vas a construir un montón de máquinas idénticas, entonces hacer un molde del armazón es la manera más rentable de fabricarlas. Si vas a hacer prototipos, o construyes las máquinas una a una, entonces las prefabricadas son mejor. Si una prefabricada es construida apropiadamente será igual de estable que un armazón hecho con molde o uno tallado de un bloque.

Alterando la posición del borne superior (donde va el tornillo de contacto) y el ángulo del resorte delantero en el martillo, determinaremos si el funcionamiento y eficiencia de la máquina pueden ser incrementados reduciendo el follow through de los puntos de contacto. Follow through es el término aplicado a la parte del movimiento de contacto que ocurre después de que se ha hecho el contacto (la compresión que experimenta el resorte delantero hacia arriba cuando ya ha tocado la punta del tornillo de contacto).
El follow through de los contactos resulta en el punto de contacto deslizándose a través del tornillo de contacto cuando el resorte delantero se dobla, produciendo un movimiento de vaivén. Es difícil mantener las dos caras, la del punto de contacto y la del tornillo alineadas. Por esto, si el follow through puede reducirse, los puntos se abrirán y cerrarán más limpiamente sin fallar.




Foto de máquina
Una máquina que funciona a 300 Hz es demasiado rápida para tatuar con ella. Esta máquina no fue construida para ser usada, sino para probar todos los componentes de una máquina al límite. Luego podremos aplicar ese conocimiento a una máquina que funcione a una velocidad con la que se pueda tatuar. El test está lejos de acabar, pero ya hemos aprendido más de lo que pensábamos que aprenderíamos. Algunas cosas que creíamos que pasarían, no lo han hecho y han pasado otras que jamás esperaríamos que pasaran.

Lo primero que quisimos probar fue si el material del que está hecho el armazón tiene alguna influencia en el funcionamiento de la máquina.

Hicimos tres armazones, todos con idéntica geometría y tolerancias. Uno se hizo de cobre, otro de aluminio y otro de acero inoxidable. Montamos la máquina de cobre. Hicimos funcionar la máquina y anotamos los resultados.

Luego montamos la de aluminio. Cuidadosamente replicamos todas las medidas y huecos de la máquina. La hicimos funcionar y anotamos los resultados.

Luego hicimos lo mismo, esta vez con la de acero inoxidable.

En cada una de las pruebas, hicimos funcionar la máquina primero sin condensador, luego con uno de 22uF y una tercera vez con uno de 47uF.

Sin condensador fue difícil medir el ciclo de carga con precisión debido al arco del punto de contacto. Con condensador, ya fuera el de 22uF o el de 47uF, la máquina funcionó suave sin apenas chispa. En cualquier caso la máquina funcionaba más rápido sin condensador instalado.

Sin importar cuántas veces repetimos la prueba, la máquina de acero inoxidable funcionaba la más rápida. La verdad es que, una vez aplicado un margen de error de ±2% a los números, la diferencia de velocidad entre una máquina y otra era marginal. Sin condensador, la de acero inoxidable funcionaba ligeramente más rápida, pero sólo 4 Hz más que las de cobre y aluminio. Con un condensador de 22uF, no había diferencia en la velocidad o funcionamiento de ninguna de estas máquinas. Con un condensador de 47uF, la de aluminio funcionaba ligeramente más lenta que las otras, pero sólo unos 3 Hz. El funcionamiento de una máquina no se ve afectado por la elección del material para el armazón –ya sea cobre, aluminio o acero inoxidable.

Los condensadores, por otro lado, afectan drásticamente a la velocidad de la máquina. En cada prueba, el condensador de 47uF bajaba la velocidad de la máquina unos 50Hz. El condensador de 22uF bajaba la velocidad unos 15 Hz. Eso es una gran diferencia. En el tatuaje cotidiano, es importante saber la diferencia entre un condensador de 22uF y uno de 47. Si estás intentando que una máquina con un condensador de 47uF funcione rápido, vas a tener una dura batalla entre manos. Simplemente cambia el condensador a uno de 22uF y la velocidad de la máquina se incrementará al menos 15 Hz instantáneamente.

La siguiente serie de pruebas que hicimos fue determinar si el número de vueltas en una bobina tienen algún efecto en el funcionamiento de la máquina.

Teníamos 3 pares de bobinas, todas hechas por el mismo constructor. Todas tenían el mismo núcleo, altura y diámetro. Un par eran de 12 vueltas, otro de 10 y otro de 8. La resistencia era mayor con las bobinas de 12 vueltas y menor con las de 8.

La primera serie de pruebas con las bobinas fueron iguales que con los armazones. Todas las medidas en la máquina permanecieron constantes, incluyendo el voltaje. Sólo se cambiaban las bobinas a cada prueba. El ciclo de carga era el mismo en cada par. Las bobinas de 8 funcionaban las más rápidas y las de 12 las más lentas.

Tabla de detalles de máquina
Las siguientes dos pruebas fueron determinar qué par de bobinas generaban el campo magnético más fuerte a un determinado voltaje. La máquina fue preparada idénticamente para cada par de bobinas. El voltaje era el mismo para cada par de bobinas. En la prueba, el tornillo de contacto se desenroscaba hasta que las bobinas no podían poner en marcha la máquina. Si el tornillo de contacto se enroscaba incluso ligeramente, la máquina se pondría en marcha. Esta prueba determinó el tamaño máximo del espacio aéreo que las bobinas podían superar a un determinado voltaje. Las bobinas de 8 vueltas pudieron superar un espacio aéreo mayor que las de 10 y 12. Las bobinas de 8 vueltas generaban más magnetismo a un voltaje determinado que las bobinas con más vueltas.

Tabla de detalles de máquina
En la siguiente prueba la máquina fue preparada idénticamente para cada par de bobinas. El tamaño del espacio aéreo era el mismo par cada par de bobinas. El voltaje fue incrementado hasta que la máquina empezaba a funcionar. El voltaje requerido para hacer funcionar la máquina con ese tamaño de espacio aéreo fue anotado. Esta prueba determinó cuánto voltaje era necesario para generar una cantidad equivalente de magnetismo. Las bobinas de 8 vueltas generaban la cantidad de magnetismo requerida a menor voltaje que las bobinas de más vueltas.

Tabla de detalles de máquina
Pensábamos que las bobinas con más vueltas serían más fuertes y poderosas que las bobinas con menos vueltas, pero estábamos equivocados. Las bobinas con más vueltas son más grandes y pesadas que las bobinas con menos. También requieren más voltaje para hacer el mismo trabajo que las bobinas con menos vueltas. Si quieres usar poco voltaje, usa bobinas con menos vueltas.

En este punto hemos aprendido tres o cuatro cosas importantes que pueden ser aplicadas al funcionamiento cotidiano de cualquier máquina…pero no hemos conseguido que el Monstruo Verde funcione a 300 Hz.

Con nuestro armazón más rápido, bobinas de ocho vueltas, un resorte delantero de .030" de grosor, un resorte trasero de .023" de grosor y sin condensador, la máquina llegaba como mucho a 271 Hz, con un ciclo de carga del 62%. Usar esa máquina sin condensador no tenía sentido – tenía una chispa enorme en el punto de contacto y funcionaba rápido, pero fatal.

No pudimos conseguir resortes más gruesos de .030”, así que la única manera de hacer el resorte delantero más duro era uniéndole otro. Pusimos un resorte de .021” debajo del de .030” que ya estaba en la máquina. Cortamos un nuevo resorte trasero de .030” y pusimos un condensador de 22uF en la máquina. Funcionaba a 285 Hz con un ciclo de carga del 53%. Incluso teniendo que superar la enorme tensión del resorte trasero, la máquina sólo necesitaba 7.4 voltios para funcionar. El voltaje relativamente bajo era debido a un espacio aéreo muy pequeño.

Una velocidad de 258 Hz aún está muy lejos de los 300. Quitamos el condensador. Eso nos dio 23 Hz más, 281, pero con un ruido horrible y un ciclo de carga del 60%.

En ese momento la emoción de media tarde sobre cuánto podría reducir un condensador la velocidad hacía rato que se había ido. Estábamos hartos de enroscar y desenroscar tornillos y medir el espacio aéreo. El Monstruo Verde había sido montado, desmontado y vuelto a montar casi cien veces desde que empezamos… y aún no habíamos conseguido alcanzar los 300 Hz.

Cortamos otro resorte de .030”. En la prueba anterior, incluso con el condensador, el ciclo de carga era un poco alto, así que estábamos seguros que este resorte delantero doble de .030” no sólo sería más rápido, sino que haría que la máquina funcionara mejor. Cuanto más rápida quieras que funcione una máquina, más duro debería ser el resorte delantero. Aún teníamos el resorte trasero de .030” en la máquina y el condensador de 22uF. Funcionaba a 282 Hz, con un ciclo de carga del 58%. Lo más rápido que habíamos conseguido y una mejora sustancial con respecto a la anterior prueba…pero estábamos al límite de nuestro suministro de resortes. Esos dos resortes delanteros de .030” pegados eran tan inflexibles como una placa de acero. Quitamos el condensador y la hicimos funcionar. Estábamos por encima de los 300…pero con un ciclo de carga del 80% y una chispa que podría cegarte. Esa no es manera de funcionar para una máquina. ¿Necesitaríamos un condensador más pequeño?.

Sabemos una cosa más que garantiza que el Monstruo Verde funcionará más rápido incluso con condensador. Vamos a tener que aligerar el martillo. Quizá alcancemos los 400 Hz la próxima vez.

Cosas que hemos aprendido del monstruo verde hasta ahora…

  • 1. El material del armazón no afecta al funcionamiento de la máquina.
  • 2. Diferentes condensadores cambian considerablemente la velocidad de la máquina.
  • 3. Bobinas con menos vueltas hacen que la máquina vaya más rápido. Bobinas con más vueltas hacen que la máquina vaya más lenta.
  • 4. Bobinas con menos vueltas poseen un campo magnético más fuerte a menor voltaje que las bobinas con más vueltas.


La próxima vez…¡más condensadores, puntos de contacto, afinamiento y definitivamente conseguiremos que funcione sólidamente a 300!




Todos los días empiezan de la misma manera para la mayoría de tatuadores. Se levantan, hacen algunas cosas y se van al trabajo. Algunos saben cómo va a ser su día – saben lo que tienen en la agenda; para algunos, “el primero en llegar, el primero en ser atendido” significa que lo único con lo que pueden contar es que no pueden contar con nada.

Una cosa de la que estoy bastante seguro de que es igual para todos los tatuadores es que ninguno de ellos, de camino al trabajo, jamás preguntan (a ellos mismos o a otro), “me pregunto que estarán haciendo en la revista Machinegun esta mañana”.

La mayoría de los días ni siquiera merece la pena preguntárselo, pero un día del año pasado, mientras tatuadores de todas partes iban hacia sus negocios, grandes cosas pasaban aquí.

Nuestro último intento de establecer el récord de velocidad (Número 3, Noviembre de 2002) acabó con nosotros rindiéndonos sin alcanzar la marca de los 300 Hz. Bueno, conseguimos que el Monstruo Verde funcionara sobre los 300, pero sólo sin condensador, y era cualquier cosa menos controlable. Tenía un ciclo de carga del 80%.

Con un condensador de 22uF, la máquina había estado funcionando limpiamente, por debajo de los 8 voltios, pero se había quedado en 282 Hz. No teníamos condensadores más pequeños y pensamos que tendríamos que aligerar el martillo, así que en ese momento paramos.

Cuando nos llegaron los condensadores pequeños que habíamos pedido, descubrimos que también nos habían mandado algunos condensadores grandes – de 68, 100, 150 y 220uF. Sabíamos que los condensadores grandes ralentizarían al Monstruo Verde, pero el condensador de 220uF era casi tan grande como una bobina. Teníamos que ver qué le haría a la máquina. Soldamos cable en todos los condensadores y nos preparamos para aprender. Ahora teníamos doce condensadores diferentes, cinco más pequeños que 22uF y cuatro más grandes que 47uF (ver carta).

El enorme condensador de 220uF redujo la velocidad de la máquina a la mitad, y bajó el ciclo de carga de casi el 80% al 36%. Olvidad por un momento la velocidad de la máquina; considerad sólo el ciclo de carga. Sin condensador el ciclo de carga era casi del 80%, lo que significa que el 80% del tiempo los contactos estaban cerrados y los imanes activados. Instalar el condensador de 220uF bajó el ciclo de carga al 36%. Eso es un cambio sustancial en el funcionamiento de la máquina, no sólo un cambio de velocidad.

Tabla de pruebas finales
El condensador más pequeño creó un ciclo de carga casi igual al que tenía la máquina sin condensador. Un condensador lo suficientemente pequeño de hecho hace que la máquina funcione más rápido que sin condensador. Una cosa interesante sucede en este punto. Los condensadores pequeños no aumentarán la velocidad de la máquina. Esto prueba que hay un punto de limitación mecánica. El grosor de los resortes, la anchura y longitud, en conjunción con el peso del martillo, establecen la velocidad de la máquina. El condensador puede aumentar la velocidad de la máquina sólo mejorando el rendimiento del sistema eléctrico de la máquina.

Instalamos el condensador de 4.7uf y el Monstruo Verde funcionaba fuerte y limpiamente a 328 Hz. La disposición mecánica no fue cambiada con respecto a las anteriores pruebas – dos resortes delanteros de .030” de grosor pegados juntos y un resorte trasero de .030” de grosor. Confiábamos en que la velocidad aumentaría incluso más si aligerábamos el martillo, y así fue. Quitamos tanto material como pudimos de la punta y la parte de arriba del martillo. Debido a que el martillo es una especie de palanca, eliminar material de la punta más alejada del punto de apoyo tiene un mayor efecto que quitar la misma cantidad de material de manera regular a lo largo de todo el martillo. Eso subió la velocidad casi otros 20 Hz hasta 345.

Triunfamos en romper la barrera de los 300 Hz. ¿Podríamos conseguir que el Monstruo Verde funcionara por encima de los 400 Hz? Bueno, quizás, pero en cierto punto nos preguntamos, “¿Por qué?”.

Hemos oído de algunos buscadores de retos que pretenden quitarle el récord al Monstruo Verde. A estas personas, sólo les podemos decir “Adelante”. El Monstruo Verde fue la primera máquina documentada en alcanzar esta velocidad, y la razón por la que lo hicimos no fue para ganar a nadie. El objetivo de construir esta máquina fue aprender qué factores afectan realmente la velocidad de la máquina, y lo hemos conseguido.

Es importante recordar que la máquina no podría haber ido tan rápido si el espacio aéreo hubiese sido más grande. Moviendo la prensa sujetatubo tan adelante del núcleo de la bobina frontal, pudimos crear una longitud de golpeo funcional con un espacio aéreo mínimo. Esto también ha hecho que la gente considere la posición del núcleo de la bobina frontal y de la prensa sujetatubo en relación con el resto como un elemento importante de la geometría del armazón. También averiguamos algunas cosas interesantes sobre las bobinas y el material del armazón.

Llevar al Monstruo Verde a su límite de velocidad nos hizo desafiar nuestros prejuicios sobre los condensadores. Haciendo estas pruebas, averiguamos que el condensador parece guardar algo de energía de reserva que la máquina puede usar cuando hay una resistencia contra la máquina. Cuanto más grande el condensador, más energía de reserva tienes, y más resistencia puede ser aplicada a la máquina sin perder nada de fuerza. Un condensador más grande también reducirá la velocidad y el ciclo de carga, así que serán necesarios resortes delanteros y traseros más gruesos para recuperar velocidad. Consecuentemente, la máquina necesitará un poco más de voltaje para funcionar. El condensador de una máquina debería elegirse para proporcionar la energía de refuerzo que necesites. Generalmente, diámetros y configuraciones de agujas más grandes requieren más energía de reserva que diámetros y configuraciones de agujas más pequeñas. Si una máquina parece que no tiene suficiente potencia cuando estás trabajando, probablemente funcionará mejor para ti con un condensador más grande.

Ahora que el Monstruo Verde ha obtenido su merecido puesto en la historia de las máquinas de tatuar, se ha limpiado, pintado y retirado. En el siguiente número de Machinegun, vamos a construir cuatro máquinas diferentes basadas en el Monstruo Verde. Te enseñaremos qué hemos cambiado con respecto al armazón, y qué componentes elegiremos para construir una liner para configuraciones grandes, una liner para configuraciones pequeñas, una máquina para sombrear en negro y gris, y una máquina para colorear.




Ha costado mucho conseguir que el Monstruo Verde funcionara a 300 Hz, pero lo hicimos. De hecho conseguimos llegar a 345 Hz. No puedes tatuar con una máquina a esa velocidad… bueno, quizás si puedes, pero no debes. Es demasiado rápida para tatuar.

Foto de máquina
Cuando nos dispusimos a construir el Monstruo Verde, teníamos dos objetivos: crear velocidad máxima, y mantener una longitud de golpeo funcional. Suena muy simple, pero para alcanzar estos objetivos, tuvimos que poner cada componente de la máquina al límite. La disposición mecánica era extrema, con dos resortes delanteros pegados juntos para conseguir un grosor total de 0.060”. La geometría del armazón fue alterada extendiendo la base y moviendo la prensa sujetatubo hacia delante. Esto creó una longitud de golpeo funcional con un espacio aéreo muy pequeño. Ahora vamos a aplicar lo que hemos aprendido del Monstruo Verde a máquinas que podrían ser usadas a diario para tatuar.

Hay algunos principios fundamentales que rigen la configuración de una máquina. Primero y principal, debes entender cómo funciona una máquina de tatuar antes de que puedas empezar a ajustarla para que encaje mejor en tu forma de tatuar. Segundo, debes ser capaz de describir cómo está funcionando una máquina. Si no puedes describir acertadamente cómo está funcionando, no serás capaz de identificar de manera precisa cualquier cambio que hagas al funcionamiento de esa máquina. Cómo funciona una máquina es definido por dos factores: la velocidad de la máquina, y la fuerza que la máquina tiene.

El primer paso para configurar una máquina es siempre el mismo; debes determinar cómo quieres que funcione la máquina. Después, debes identificar en qué condición está la máquina antes de empezar. Una vez que sepas estas dos cosas, tendrás un punto de partida y un resultado esperado. Entonces puedes empezar a hacer decisiones sobre qué debe hacerse para hacer que la máquina funcione de la manera que quieres. Como regla de oro, una liner funciona más rápido que una máquina para colorear, y una máquina para sombrear funciona a una velocidad intermedia de estas dos. La fuerza requerida está generalmente ligada a la configuración de agujas usadas. El número de agujas en una configuración y el diámetro de estas agujas determina la fuerza requerida en la máquina. La mayoría de tatuadores estarán de acuerdo en que necesitas al menos cuatro máquinas, cada una con una configuración diferente, para tatuar eficientemente. Antes de meternos en configuración de máquinas, hay algunos cambios que debemos hacer al armazón del Monstruo Verde.

Alteraciones al monstruo verde
Igual que la original, las nuevas Monstruo Verde que vamos a construir tendrán armazones prefabricados. En lugar de ensamblarlos con tornillos, los componentes del armazón serán soldados juntos. Construir con soldadura es más rápido que taladrar, martillear y ensamblar el armazón con tornillos.

Las cuatro máquinas tendrán la misma geometría. Las bobinas serán de una altura estándar, 1 ¼”. Moveremos la prensa sujetatubos hacia atrás y acortaremos la base del armazón. La geometría del armazón establece la longitud de los resortes. Utilizando la misma geometría en las cuatro máquinas, será más fácil comparar el efecto que diferentes componentes tienen en el funcionamiento de la máquina.

En el siguiente número nos centraremos en cómo montar las cuatro máquinas, cada una con un propósito diferente. Elegiremos los componentes necesarios en cada máquina y examinaremos cómo controlar la velocidad, la longitud de golpeo y la fuerza en una liner para configuraciones pequeñas de agujas, una liner para configuraciones grandes, una máquina para sombrear en negro y gris y una máquina para colorear.




La velocidad máxima, récord establecido por el Monstruo Verde, ha sido dejado a un lado. Ahora vamos a configurar cuatro máquinas: una liner para configuraciones pequeñas, una liner para configuraciones grandes, una para sombrear en negro y gris, y una para colorear.

Los cuatro armazones son idénticos. Hemos decidido usar la misma geometría para las cuatro configuraciones por dos razones. La primera es simplicidad de construcción. Una vez hechas las piezas y unidas en un solo armazón, tenía sentido hacer unos cuantos más. La segunda razón para usar geometrías iguales es mostrar qué efectos tiene cambiar componentes de una máquina en su funcionamiento.

Vamos a poner pares de bobinas Eikon Crown Standard idénticos en cada armazón por la misma razón que la geometría es igual, para que sea más fácil comparar cualquiera de las partes en la máquina que son diferentes.

La geometría del armazón y las bobinas no son normalmente componentes que la mayoría de tatuadores tenga en cuenta cuando compara dos máquinas. Cualquier parte de una máquina no actuará necesariamente igual en otra máquina a menos que todas las demás partes en ambas máquinas, incluyendo la geometría del armazón y las bobinas, sean idénticas.

Para llevar esta teoría un poco más allá, también vamos a instalar martillos ligeros de alta elevación en las máquinas. Incluso con tantos componentes iguales, vamos a configurar cuatro máquinas muy diferentes cambiando sólo el grosor de los resortes, los condensadores y la longitud de golpeo.

Escogiendo las partes

No hay una fórmula que te pueda ayudar a saber qué partes funcionarán mejor en la configuración de tu máquina. No puedes predecir con exactitud cómo interactuará una parte con todas las demás partes y ajustes que constituyen la configuración de una máquina.
En la mayoría de casos, probar y equivocarse es una manera válida de escoger componentes en una máquina. El resultado deseado de la configuración de la máquina debe ser predeterminado. Resumiendo, tienes que saber cómo de rápida quieres la máquina, y tienes que saber cuánta fuerza debe tener la máquina antes de empezar a probar diferentes partes en la máquina.

Estableciendo la velocidad y fuerza deseadas

El Proceso

  • 1. Primero escoge un resorte delantero basado en la velocidad que quieres conseguir. El resorte delantero controla la velocidad de la máquina. Un resorte más grueso hará que la máquina funcione más rápido. Un resorte más delgado hará que sea más lenta.
  • 2. Siguiente, el resorte trasero. Escoge uno aleatoriamente. Si es demasiado delgado, puedes cambiarlo por uno más grueso después.
  • 3. Una vez que los resortes y el martillo están montados apropiadamente en el armazón de la máquina, ajusta el punto de contacto hasta que el tamaño del espacio aéreo sea aproximadamente del tamaño que quieres. Esto establece la fuerza que tendrá la máquina. Una longitud de golpeo mayor creará mayor fuerza.
  • 4. Tira del martillo hacia abajo hasta la bobina delantera. Lentamente libera el martillo hasta que el resorte delantero toque con la punta del tornillo de contacto, y sigue liberando el martillo. Debería de haber algo de compresión en el resorte delantero. Si no hay suficiente compresión, cambia el resorte trasero por uno más grueso.
  • 5. Ahora la máquina tiene un resorte delantero para establecer la velocidad. El resorte trasero ha sido elegido para darle compresión al resorte delantero. La longitud de golpeo ha sido establecida para crear la cantidad justa de fuerza, basada en la configuración de agujas que usaremos en esta máquina.
  • 6. Ponla a funcionar sin condensador.
  • 7. Comprueba la velocidad de la máquina. Si es demasiado lenta, cambia el resorte delantero por uno más grueso. Si es demasiado rápida, cambia el resorte por uno más fino. Una vez la velocidad esté aproximadamente correcta, instala el condensador.
  • 8. Comprueba la velocidad de la máquina. Si la velocidad con el condensador instalado es más alta que sin él, cámbialo por otro con más microfaradios. Si la velocidad con el condensador instalado es más lenta que sin condensador, cambia el condensador por otro con menos microfaradios. La velocidad de la máquina debería ser aproximadamente la misma con o sin condensador.
  • 9. Una vez determinado e instalado el condensador correcto para tu configuración, comprueba el ciclo de carga de la máquina. Si es bajo, cambia el resorte trasero por uno más grueso. Si es muy alto, o la máquina necesita mucha energía, cámbialo por uno más delgado.
  • 10. Utiliza la punta del tornillo de contacto para ajuste fino. No ajustes el punto de contacto tanto que cambie la longitud de golpeo, a menos que quieras cambiar la cantidad de fuerza que tiene la máquina. Una longitud de golpeo larga crea más fuerza. Una longitud de golpeo corta crea menos fuerza.


Velocidad Requerida

La velocidad requerida es determinada por el tipo de tatuaje para el que será usada la máquina. Una liner funciona más rápido que una máquina para colorear. Una máquina usada para sombrear en negro y gris funciona a una velocidad intermedia.

Fuerza Requerida

La fuerza requerida es determinada por la configuración de agujas usada. Configuraciones hechas con más agujas, o de diámetro mayor presentan más resistencia. Cuanta más resistencia tenga la configuración de agujas, más fuerza deberá tener la máquina.

Especificaciones Finales

Cuando tuve las máquinas acabadas, me di cuenta que debido a los armazones, las bobinas y los martillos eran iguales, no podía distinguirlas. No quería cambiar el bonito verde John Deere de los armazones, así que recubrí las bobinas con cinta termoadhesiva de colores – roja para la liner de configuraciones pequeñas, negra para la liner grande, amarilla para la de sombras, y azul para la de colorear. Las cuatro máquinas se ven realmente bien juntas.

Especificaciones de máquinas
Los resultados finales de la configuración de una máquina dependen de la interacción de todos sus componente y de los ajustes presentes en la máquina. Siempre se debe intentar mantener el ciclo de carga lo más alto posible. Todas las configuraciones deben tener energía suficiente de la fuente de alimentación. De lo contrario el funcionamiento no será correcto.

Extraído y traducido de la revista "Machine Gun", publicada por Eikon.

Desde aquí damos las gracias a Dis por el curro que se ha dado a la hora de traducir el artículo y por compartirlo con todos nosotros.

El autor

Avatar de DiSTuRBeD

Comentarios

exelente aporte ....... muchas gracias

Avatar de chien_andalou
chien_andalou ·

gracias por la traduccion.

Avatar de serra320d
serra320d ·

Muy buen estudio, te saca de muchas dudas

Avatar de tattoodani
tattoodani ·

Gracias por el artículo, no tiene desperdicio... Grande Dis.

Avatar de delaingle
delaingle ·

Genial amigo!, que aporte tan grandioso, te lo agradezco.

Avatar de Saw_Danniel
Saw_Danniel ·

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información.

Subir